Análisis de mercado 

Si está pensando en importar o exportar algún producto es fundamental tener en cuenta una serie de recomendaciones, donde el análisis de mercado es y será la piedra angular de este proceso que a primera vista parece complicado pero se ha agilizado con el pasar de los años.

Es común ver que empresas o pymes se embarcan en esta aventura sin haber investigado y sin haber planeado una estrategia adecuada y precisa conforme al producto/servicio que se quiere ofrecer. Un error de principiante que no se debe cometer. 

Un análisis de mercado nos permitirá tener conocimiento, valga la redundancia, del mercado, la competencia, redes de distribución, de los hábitos y las necesidades de los clientes potenciales. Tamaño del mercado, situación financiera y política del país, datos estadísticos públicos, datos de importaciones y exportaciones, barreras técnicas y administrativas, aranceles etc. 

Todo esta información nos va a permitir, reconocer los países o regiones que más riesgos podrían representar para el producto, pues algunos pueden tener duras restricciones y políticas para el acceso al mercado del bien que se quiere exportar. Y organizar o llevar a cabo la mejor estrategia para “conquistar” ese terreno, ese sector el cual se quiere atacar. 

De igual manera un estudio de este tipo nos puede ayudar a determinar que porcentaje de la población comprara un producto o servicio basado en el género, ubicación o nivel de ingresos. 

Estudio de mercado, ¿comprarlo o hacerlo? 

Aunque la idea de comprar un estudio ya elaborado no es mala, la mejor opción es realizar un análisis de mercado propio o a la medida, pues cada empresa, cada producto, cada servicio tienen características específicas que deben ser tratadas individualmente. No es lo mismo trabajar con juguetes que con alimentos.

Con un estudio personalizado obtendremos información sustancial que nos permitirá adaptar el producto/servicio, la comunicación y la marca, al país o región que se pretende enviar la mercancía. En cualquiera de los dos casos, comprando o realizando un estudio propio, es necesario hacer un gasto de dinero y de tiempo. 

Además de esto, deberíamos tener en consideración investigar sobre la estructura del mercado, ya que este es vital para llegar a buen puerto. No basta con tener en cuenta las necesidades de la empresa, pues concentrarse en ellas únicamente, sería un fracaso rotundo. 

Plan de exportación o importación

Aunque el éxito no está garantizado cuando trabajamos con mercancías y mercados internacionales o locales, la planeación nos puede acercar un poco más a ese objetivo que buscamos cuando llevamos un producto o servicio de un lugar a otro. 

Con un plan de exportación o importación podremos actuar en vez de reaccionar ante los desafíos y riesgos que el comercio exterior puede tener. Un plan de este tipo no tiene una estructura determinada pues dependiendo del mercado, el producto/servicio y de la empresa, puede variar. 

Qué deben contener los planes de exportación/importación?

  • Descripción del negocio

Aquí es donde debemos exponer toda la información detallada de la empresa como experiencia, lo que ofrece, fortalezas, debilidades, objetivos a largo y corto plazo, estrategias y descripción del producto o servicio. 

  • Recursos humanos

Para los clientes resulta valioso saber con qué capital humano cuenta una empresa. Cualquier información relacionada con la experiencia y estructura organizacional de la empresa es importante exponerla. Y sí se tiene asesores externos o representantes en otros países es primordial hacerlo saber. 

  • Operativa

En este apartado se debe definir la estrategia de penetración al mercado. Explicar los objetivos a largo plazo y dar a conocer la operación en cuanto a lo administrativo, técnico, financiero y comercial son temas que deben plasmarse en el plan.

  • Riesgos

En esta sección se deben identificar los posibles problemas que podría tener la operación y detallar los planes de contingencia para contrarrestarlos.

En definitiva y como lo asegura ProMéxico, lo que se busca con la planificación de un negocio de exportación/importación es penetrar sistemáticamente un producto o servicio en los mercados internacionales maximizando la eficiencia y la rentabilidad. 

El éxito en este nicho no está garantizado, pero si se lleva a cabo un plan meticuloso de cómo atacar el mercado, exportar o importar puede ser una estrategia de crecimiento para cualquier empresa. 

El transporte de mercancías requiere de tiempo, esfuerzo, recursos y sobre todo compromiso para no verse superado por la competencia que cada día es más dura. Es importante que antes de embarcarse en este viaje se identifiquen las fortalezas, debilidades, objetivos y posibles estrategias.

Si quieres saber más sobre comercio exterior o necesitas un análisis de mercado en el Centro Virtual de Negocios encontraras esto y mucho más. Ingresa a: www.cvn.com.co.

Artículos relacionados